Primeras impresiones de The Order 1886 de PS4 (lo hemos jugado)

Escrito por Redacción
Juegos
1

Está claro que todo aquel que tiene una PS4, o cree que la va a acabar comprando, tiene en la cabeza el nombre de un videjuego que seguramente va a comprarse nada más ponga un pie en las tiendas. Estamos hablando de The Order 1886 y, por desgracia, no llegará hasta 2015…


La demo que pudimos probar en el E3 no era muy larga, al revés, apenas nos duró 20 minutos incluyendo las secuencias cinematográficas, pero daba de sobra para entender el concepto que lo mueve y, sobre todo, la enorme evolución que supone este título sobre cualquier otro desarrollo que hayáis visto antes.

Lo primero que llama la atención cuando te pones a los mandos de The Order 1886 es su puesta en escena, sus maneras cinematográficas y lo tremendamente bien que está plasmada una historia que tiene visos de ser de las buenas, con personajes bien planteados, con sus formas definidas de comportarse y con diálogos bien escritos.

the_order_1886_impresiones_05

La fase que nos tocó jugar era el nivel dos, el comienzo, y estábamos arrinconados por un grupo de enemigos que tenían tomada la parte más alta de algunos edificios y, por lo tanto, debíamos cubrirnos para evitar que nos mataran.

El sistema de coberturas está en la línea de otros títulos similares ‘de la casa’ como los Uncharted (también de Sony) y no hay prácticamente cambios. Lo que sí nos llamó la atención fue una de las armas que teníamos a nuestra disposición, el llamado Thermite Rifle.

the_order_1886_impresiones_09

Su funcionamiento es muy curioso ya que los proyectiles no matan al enemigo sino que explotan y sueltan un gas que, a continuación, debemos hacer estallar con una bala de fuego. Imaginamos que esta arma no la tendremos siempre a nuestro lado ya que de un único disparo podemos acabar con varios enemigos a la vez, ya que las llamaradas que provocamos acaban por expandirse y cubren un área de pantalla bastante importante.

La primera misión que tuvimos que hacer era cruzar la calle y esa fase se dividía en dos. No os contaremos lo que pasa, pero tenemos que echarle la mano a un compañero y, entonces, entraremos en una minifase donde hay que eliminar a los enemigos que nos van saliendo para evitar que nuestro compañero muera.

the_order_1886_impresiones_04

Una vez dentro de la casa, a salvo, empieza la escena cinematográfica y aquí es donde queda clara la concepción que Ready at Dawn tiene de este The Order 1886. Estamos ante un videojuego que combina las partes ‘gameplay’ con las de ‘intro’ de una manera magistral, llegando en algunos momentos a confundirnos y no saber si estamos jugando o esperando a que algún personaje diga algo.

El juego es capaz de pasar de un plano a otro con una suavidad y un talento cinematográfico envidiable y, lo más importante de todo, casi imperceptible si no andamos atentos. Por ejemplo, en esa casa en la que nos refugiamos de los enemigos, hay que coger un papel con un mapa y unos lugares señalados y la forma en cómo lo jugamos bien podría pertenecer a una ‘intro’ que desarrolla el argumento del juego.

the_order_1886_impresiones_01

Y no solo eso. Los encuadres hacen su trabajo dramático, pero también los movimientos de la cámara que siguen esa tendencia de las películas de animación 3D donde los ‘travelling’ no son estables, equilibrados, sino que se mueven como si el operador llevara la cámara al hombro.

Todo ese conjunto de genialidades hace que The Order 1886 sea ya, de por sí, completamente distinto a todo lo que hemos visto hasta ahora. Al menos tras jugarlo nos hemos llevado esa sensación y, como es lógico, nos han quedado ganas de más.

the_order_1886_impresiones_11

Nos hubiera gustado saber cuál es el papel exacto de esos humanos animalizados (que podéis ver abajo en el tráiler oficial del juego en este E3) y si al final, esta historia ‘steampunk’ con muchos trazos de ciencia ficción, se acaba quedando en una anécdota con medio-zombies o andamos ante algo más serio. UN apocalipsis mundia de proporciones épicas. ¿No os parece?

Si ya teníais a The Order 1886 como uno de los juegos a seguir, desde luego que yo no dudaría en ponerle la categoría de ‘imprescindible’ y, lo más importante de todo, hijo con título propio y con ‘engine’ a la altura de la nueva generación. Nada de híbrido, de motores limitados y cosas parecidas. Esta nueva franquicia de Sony va camino de emular lo que hizo en 2007 un tal Nathan Drake en PS3 hace ya algunos añitos.

Y si no, al tiempo.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

1 comentario
  1. Xonot 13 Jun, 14 10:15

    Se ve genial. Otro que cae seguro.
    Saludos,

    0