Análisis y conclusiones finales de Wolfenstein The Old Blood para PS4, Xbox One y PC

Escrito por Redacción
Juegos PC
0

Wolfenstein es uno de esos nombres ligados a la historia de los videojuegos por obra y gracia de id Software. Una compañía que, liderada por John Romero y John Carmak, creó ella sola un género completamente nuevo en la década de los 90 como es el de los ‘shooter‘ 3D que hasta ese momento no existían ni en la imaginación de los estudios más avanzados.


Así que podéis imaginar el repelús que recorrió nuestro cuerpo cuando nos enteramos que esta franquicia pasaba a otras manos, pero cuando apareció el nombre de los que se han puesto con estos Wolfenstein, rápidamente todo volvió a la tranquilidad. Los padres del ‘reborn‘ de los Fallout o del colosal Skyrim no podían hacer las cosas mal. Y así ha sido.

Una expansión más que un juego

Esta es la idea que os debe quedar de este Wolfenstein The Old Blood, que es una precuela y que encima no tiene la longitud de un juego completo. Es lo que podríamos llamar como un DLC o una expansión, solo que podremos comprarla sin necesidad de tener el juego que salió el año pasado.

Análisis de Wolfenstein The Old Blood.

Además, pensad que Bethesda ha cogido Wolfenstein The Old Blood y lo ha puesto a un precio realmente irresistible de 19,99 euros que nos da para pasarnos unas seis u ocho horas de acción desenfrenada, como pocos juegos son capaces de ofrecer en estos tiempos que corren.

Así que ya sabéis, si queréis volver a visitar las míticas paredes del castillo Wolfenstein o combatir a los zombies como nunca antes lo hicisteis en la franquicia (con unos Nazis a los que no les vendrá mal unas cuantas raciones de plomo bien puesto), este es vuestro juego.

De todas formas, si queréis saber lo que nos ha parecido este juego, os recomendamos que visitéis el análisis completo de Wolfenstein The Old Blood para PS4, Xbox One y PC desde aquí.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios