Sports Interactive, la desarrolladora de Paul y Oliver Collyer que está detrás de Football Manager Classic 2014 es, quizá, la compañía más veterana en esto del desarrollo de juegos de mánager desde que el mundo (de los videojuegos) es mundo. No en vano a ellos les debemos, no sólo esta serie Football Manager que viene apareciendo desde hace casi una década, sino también la que les dio la fama hace más de 20 años, bajo el manto de Eidos, llamada Championship Manager.

Es por eso que estamos ante los auténticos padres del género, los que han estado ahí año tras año dejando en PC obras maestras incuestionables. Y por fin la serie Football Manager llega a PS Vita por vez primera tras dejar de salir en 2012 en PSP…  y no creáis que se ha dejado algo en el tintero. Para nada, esta versión es un auténtico compendio que permitirá al jugador desempeñar el papel de manager general del club, presidente y lo que le venga en gana.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_01

Tanto es así, su profundidad, que en Sports Interactive van a permitir que todo lo que juguemos en nuestra portátil por la calle, después lo llevemos al PC para continuar por donde estábamos, en una suerte de ‘cross-play’ al estilo Sony pero sin consola mayor de Sony.

Crea un perfil y empieza a entrenar

Lo primero que hay que hacer en Football Manager Classic 2014 es crearnos un perfil que nos va a permitir más tarde elegir un equipo, que es al que tendremos que gestionar para intentar llevar hasta la elite. Esto ignifica que hay que ser muy meticulosos a la hora de elegir cada opción o nos difrutaremos del juego.

Bueno, tampoco hay que exagerar, está bien que decidáis mirando cada detalle para ver si se adapta esa selección a vuestra concepción de fútbol, pero tampoco hay que empeñarse en hacerlo bien al 100% y a la primera. Lo bueno de Football Manager Classic 2014 es que a medida que se desarrolla la temporada podremos corregir esos fallos a través de las muchas decisiones que tendremos que tomar.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_03

Estas son todas las que tienen que ver con la confección de la plantilla y la pretemporada y temporada oficiales. Hay que saber cómo queremos que nuestro equipo se comporte en cada momento y para ello es necesario elaborar un árbol de tácticas, un catálogo de modos de juego y dibujos (4-4-3, 4-1-4-1, 4-3-3, etc.) que los futbolistas tendrán que llevar a cabo sobre el césped.

De nada sirve tener a grandes velocistas si luego queremos tocar y tocar el balón sin descanso. Unos jugadores concretos te permiten hacer un tipo de fútbol en cada momento y eso hay que tenerlo en cuenta para sacarle el máximo rendimiento a la plantilla. Pero vamos, no estamos contando nada que no se sepa… ¿verdad?

Más decisiones fuera del campo

Lo dicho antes está muy bien pero hay muchas más decisiones que debemos tomar. Y es que, como seguramente sabéis, el cargo de mánager en Inglaterra no tiene nada que ver con lo que entendemos aquí cuando alguien nos suelta esa palabra. Allí, en Reino Unido, esa figura no sólo se preocupa de lo ocurre en el campo o en los entrenamientos sino que también está al tanto de temas económicos. Fichajes, sueldos, altas, bajas y un montón más de áreas en las que debe guiarle el siempre noble deseo de ganar pasta y, sobre todo, títulos.

Es por eso que en esas facetas fuera del césped llegan a confundirse los roles y tendremos que hacer gestiones más propias de un presidente o un director general de aquí, de España. Entre esas atribuciones hay cosas como el marketing, redes sociales, la organización de eventos, el precio de las entradas, la ampliación del campo cuando empecemos a triunfar y vayamos siendo cada vez más importantes o la comunicación del club: qué se dice, dónde se dice y quién lo dice.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_04

Esta es, precisamente, una de las patas más clásicas de los Football Manager (y antes de los Championship Manager) cuando el entrenador daba ruedas de prensa y según sus declaraciones, así conseguíamos la confianza del club y sus dirigentes o de los jugadores. Ahora, esa manera de hacerlo ha quedado un poco más diluída. No es tan rompedora como entonces pero sigue teniendo su parte de interés e influencia.

Entrenamientos y grandes decisiones

Uno de los aspectos que más nos costó a los amantes de este género asimilar fue, en su día, el de diseñar los entrenamientos para ir mejorando a la plantilla. Debo reconocer que cuando me enfrenté a esta posibilidad hubo un momento en el que no daba con la tecla para que los jugadores progresaran y cada vez tuvieran un mejor rendimiento sobre el campo.

Pero por suerte, todas esas opciones se han simplificado bastante en Football Manager Classic 2014 y ahora basta con señalar los días de ‘entrenos’ y dejar que la plantilla haga lo que les pedimos. Veremos cómo según el tipo de entrenamiento que proponemos, así van evolucionando los ‘stats’ y, muy importante, su moral. Es lógico pensar que los que chupan banquillo no estarán muy contentos, pero son los menos. Lo importante es que un 70-80% esté a gusto con el trabajo que les mandamos y con los objetivos generales del club.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_05

Esos entrenamientos de Football Manager Classic 2014 no deben ser ni muy intensos y prolongados ni deben concentrarse en muy pocas fechas o reventaremos a los jugadores y cuando salten al campo no darán una ‘a derechas’. Durante algunos tramos de la temporada, cuando más partidos llegaban de distintas competiciones (liga, copa, etc.), tuvimos la genial idea de concentrar más trabajo entre semana y el resultado fue catastrófico: un gran porcentaje de jugadores tenían una ‘alarmante falta de ritmo’, unos pocos estaban ‘cansados tras el último partido’, a algunos más se les veía ‘faltos de ritmo en los partidos’ y más o menos la mitad de la plantilla estaba ‘lista para el partido’.

Ya os digo que es un punto importante y puede marcar la temporada, por lo que os recomendamos que busquéis la fórmula que mejor se acomode a vuestra preparación general.

Los partidos de PS Vita… en 3D

Antes de nada hay que decir que estos partidos en 3D son los primeros que llegan a una versión de consola portátil en la historia de Football Manager ya que los de PSP de 2006 a 2012 ninguno contó con un motor tan perfecto y bien hecho como el incluido por Sports Interactive este año.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_09

Los partidos de Football Manager Classic 2014 son el momento ¿cumbre? en el que podremos comprobar si todo lo planificado durante la semana en la táctica, los entrenameintos y en el once que hemos alineado funcionan o no. Además, y no sabemos por qué, muchos usuarios siempre le han dado mucha relevancia a que esta pata de los juegos fuera lo más real posible cuando desde los tiempos del ZX Spectrum (FA Cup, etc.) hemos jugado estos encuentros simplemente a través de mensajes de texto y eran tan útiles y apasionantes, o más, que estos con polígonos 3D, texturas y super efectos de iluminación.

Pero para gustos los colores. Lo mejor que hay que decir de estos partidos es que si se tuercen las cosas, podremos cambiar sobre la marcha las tácticas o corregir los movimientos de algún jugador para tapar un hueco al rival y cosas parecidas. Obviamente el contrario juega y a un cambio nuestro puede sucederse otro del equipo adversario por lo que debemos andar muy atentos a lo que pasa en el césped y mover ficha cuando sea necesario.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_07

En este punto, y volviendo a lo que hablábamos antes de si es mejor un simulador al estilo FIFA para esta parte de Football Manager Classic 2014 o no, lo cierto es que con la perspectiva elegida es más difícil ‘leer’ el partido y adivinar de un vistazo el dibujo del contrario. Aquí, un servidor prefierió siempre los mánager donde, con una perspectiva cenital, veíamos todo el campo a la vez y los jugadores de ambos equipos moverse por él. Ahí sí era posible comprobar rápidamente cómo estaba jugando el rival y reaccionar en consecuencia.

¿Complicado?, la cosa acaba de empezar

Una de las grandes virtudes de estos juegos reside en su enorme base de datos, llena con decenas de equipos, miles de jugadores y estadísticas y porcentajes que reflejan las diferencias de calidad y rendimiento entre unos y otros. Como es lógico, allí donde hay una cantidad tan descomunal de información pueden llegar a producirse ralentizaciones y en eso PS Vita no es una excepción ya que hay momentos donde los tiempos de espera son sensiblemente mayores de lo habitual.

Esto, lejos de ser un problema (al que uno se acostumbra rápidamente), sirve para que os hagáis una idea de la bestialidad de datos que lleváis encima con vuestra máquina y que son un botón de muestra de todo lo que nos deja hacer Football Manager Classic 2014. Y no sólo de los que nos dejar hacer, sino de lo complicado que será decidirse por uno u otro jugador, entre ese ‘delantero tanque’ o el ‘fino estilista’ que siempre le da al balón con el interior. Elegir mal puede suponer tener un lastre en una temporada y no alcanzar los objetivos, lo que podría dar con nosotros en la cola del paro de entrenadores.

Football_Manager_Classic_2014_analisis_gamerzona_06

Football Manager Classic 2014 no es una simulación sencilla y es precisamente por eso por lo que gusta y entretiene tanto. Encima, cuenta con licencias oficiales sobre la mayoría de ligas, equipos y jugadores por lo que siempre estaremos compitiendo sobre supuestos reales, por lo que la sensación de diversión es mucho mayor.

El juego está traducido por completo al castellano, de cabo a rabo y eso permite que lo entendamos todo mucho mejor. Y es que no debéis olvidar que Football Manager Classic 2014 es un título de muchos textos, de leer, analizar y tomar decisiones acertadas (siempre que sea posible) por lo que no es recomensable ir a la carrera aceptando los menús sin sentido. Si hacemos eso, estaremos desperdiciando el enorme talento que tiene este juego.

¿Un defecto? Pues sólo le he encontrado uno y es que a uno que ya tiene sus buenos años encima, leer los textos de muchas partes del juego es imposible. La pantalla de PS Vita, al poder meter mucha información en ella, reduce tanto el tamaño de las cosas que muchas veces es casi imposible leer nada… salvo que me ponga mis gafas de leer (en plan abuelo) y entonce sí, ya lo entiendo todo. Y ojo, que esta prueba también la he llevado a cabo con personas más jóvenes y que no necesitan gafas y a los que en determinados sitios de los menús les costaba mucho leer lo que ponía.

Por lo demás, Football Manager Classic 2014 es un auténtico juegazo, de esos que duran muchos meses ¿y años? si de verdad te gusta todo lo que hay en la tramoya del mundo del fútbol. Que no es poco.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

2 comentarios
  1. DemonMaster2014 07 May, 14 20:00

    Venga Decidme Donde Venden Esas Pastillas ¿8.1? JODEEEEER

    0
  2. luis 12 May, 14 23:56

    en bogota

    0