Este juego es de esas ocasiones donde no hay mucho que explicar. Si eres de los que lleva muchos años pegado a las pantallas de una portátil, de Nintendo o, en general, has seguido mínimamente la trayectoria de este personaje, seguramente que ya podrás hacerte una idea de por dónde van los tiros. Mucho juego clásico, altas dosis de ‘receta’ HAL Laboratory y un único nombre: Kirby Triple Deluxe.

Este héroe, que viene asistiendo como actor principal de las consolas de Nintendo desde hace más de 20 años, es de esos que siempre que vuelven sorprenden. No sé si recordáis un juego que salió para Wii hace ya tres añitos y que se llamaba Kirby’s Epic Yarm y que aunque mantenía lo esencial de un título de la franquicia, se atrevió a mezclar un espectacular sentido gráfico con algunas de esas innovaciones tan maravillosas que suelen alumbrar a los plataformas ‘made in Nintendo’.

Pues bien, este Kirby Triple Deluxe viene a ser una especie de resurrección para una portátil de la casa 22 años después de su primer juego en Game Boy, aquel mítico Kirby’s Dream Land que ya forma parte de la historia de los videojuegos. Bueno, no vamos a decir que sean títulos medianamente comparables, pero sin lugar a dudas te producirá el mismo efecto al jugarlo: el reencuentro con las plataformas de mayor calidad que hemos visto últimamente en consola alguna.

Plantas gigantes pero sin habas mágicas

Kirby se ha despertado una mañana con Dream Land patas arriba y, lo peor de todo, con el rey Dedede cautivo de un malo que se lo ha llevado a su castillo que está en un lugar llamado Floralia. Bueno. Realmente parece que está todo perdido porque una enorme planta ha irrumpido en mitad del mundo y ahora, como en el cuento de las Habas Mágicas, es posible alcanzar los cielos.

Lógicamente sabéis cuál es el cometido que nos espera aunque, eso sí, antes de poder salvar de las garras ¿al bueno? de nuestro soberano tendremos que pasar por algunas de las típicas pruebas ‘plataformeras’ de este personaje tan entrañable.

kirby_triple_deluxe_analisis_gamerzona_02

El mundo del juego se divide en siete grandes zonas y, cada una de ellas, a su vez, en cuatro o cinco escenarios en los que se esconden una serie de Piedras Solares. Estas servirán, no solo para completar el juego convenientemente sino para ir abriendo nuevas fases y, por último, acceder hasta la sala del jefe que guarda el camino para llegar hasta otra zona. Ya sabéis: para llegar hasta el ‘boss’ no solo hay que completar los niveles previos sino tener un mínimo de estas piedras para poder entrar.

Aquí Nintendo no ha experimentado. Total, es una fórmula que usa sistemáticamente en cualquier Mario que se precie desde tiempo inmemorial y Kirby no iba a ser menos. Sobre todo tratándose de una criatura 100% ‘de la casa’ y que suele tener la costumbre de protagonizar juegos que son auténticas bombas de relojería ‘jugable’.

Una vez dentro de cada fase el juego nos deja saltar sobre una cantidad de plataformas inimaginable y sortear los enemigos que, como siempre hace Nintendo, se busca la manera de colocarlos de tal forma que estorben lo más posible. Y por si fuera poco, aprovechando eso de que el personaje se estrena en 3DS, se han puesto a jugar con varios planos de acción que complican lo suyo. No mucho si somos unos ‘avezados plataformeros’, pero que sirve para darle un toque al desarrollo de cierta originalidad.

kirby_triple_deluxe_analisis_gamerzona_04

Para que no nos quejemos, Kirby Triple Deluxe devuelven a la vida esas míticas puertas que conectan cada uno de las fases dentro del nivel y que desde el primer juego le han venido acompañando. Además, en esta ocasión tienen mucho más sentido ya que al jugar con los primeros y segundos planos de acción, muchas veces esas transiciones están más que justificadas.

Por cierto, una de las ¿innovaciones? de este cartucho son las ‘estrellas de ida y vuelta’ que sirven para ir y venir desde el primer hasta el segundo plano y viceversa. Y es que habrá momentos en los que veamos una Piedra Solar al fondo de la pantalla pero que no la podremos coger… hasta que tomemos uno de estos transportes y se acaba cualquier problema.

Kirby, el héroe multiusos

Venga. Vamos a hacer un juego: ¿qué tres elementos distinguen a Kirby de otros héroes? Bien, rápidamente podríamos decir que parece una bola rosa y que es capaz de absorber todo lo que hay a su alrededor, desde enemigos hasta plantas o estrellas y bonus. Pero hay una cosa más que también puede hacer, al menos en este Kirby Triple Deluxe. Venga que lo sabéis. ¿Eh? ¿Cómo dices? ¡Justo! También puede coger los poderes de ciertos enemigos y clonarlos para convertir sus virtudes en ataques.

Así, podremos disponer de varios disfraces básicos que son los de escarabajo, campana, fuego, látigo o arquero que nos dan ataques distintos y que, ojo, en algunas ocasiones según el que elijamos, más opciones tendremos de acabar fácilmente con los enemigos. Concretamente, antes de entrar en la habitación del jefe podremos escoger entre varios de estos poderes y nuestra decisión condicionará el enfrentamiento.

Pero al margen de estos uniformes oficiales, Kirby puede disponer de un total de 26 habilidades extra que le vienen dados, en muchos casos, por los enemigos que se come. Si nos echamos a la boca un bicho con pinchos y pulsamos abajo en el D-pad, nos convertiremos en él y podremos pinchar a los enemigos con nuestros ataques, o tragarnos a uno con casco y cuchillo y empezar a dar sablazos a todo lo que se mueva.

kirby_triple_deluxe_analisis_gamerzona_01

Por lo demás, Kirby sigue igual que siempre, con esos saltos gigantescos que podemos ir haciendo cada vez más altos a medida que traga aire y que, de repente, cuando lo soltamos, caemos a plomo sobre el duro suelo. ¡Ah, y no podemos olvidarnos de la Hipernova. ¿Que qué es? Pues un poder de succión brutal capaz de llevarse por delante árboles, piedras, enemigos y dejar el escenario más pelado que un desierto. Eso sí, para conseguirlo tendremos que tragarnos una especie de fruta milagrosa.

Recoge todo lo que veas, que para algo servirá en StreetPass

Este tipo de juegos, desde siempre, son mucho de recogerlo todo, no solo por que sirva para ganar vidas o cosas parecidas sino por que seguramente que habrá coleccionables que después computan a la hora de ver si nos hemos acabado el 100% de este Kirby Triple Deluxe.

En este juego hay de esas cosas, sobre todo con forma de llaveros ‘Retro’. Una enorme colección de hasta 256 con todo tipo de figuritas del universo Kirby que nos gustará recoger y recolectar para tenerlos todos. ¿Es posible simplemente echando unas partidas? Pues va a ser que no ya que esta pata la ha ideado Nintendo para que a través de StreetPass nos crucemos con toda la gente que podamos y a base de intercambiar, consigamos completar la colección entera.

Kirby aterriza por vez primera en 3D

Este juego es el primero que llega a 3DS como tal del personaje de HAL Laboratory y no creáis que han malgastado la ocasión. Sin duda estamos ante un título pensado para sorprender en 3D, con unos gráficos realmente maravillosos que, aunque tienen ciertas reminiscencias del Kirby’s Adventure de Wii de 2011 (Return to Dream Land), han sido mejorados increíblemente más.

Si sois de los que disfrutáis de estos trabajos finos de Nintendo, Kirby Triple Deluxe os volverá literalmente locos, por calidad en cada uno de sus elementos más básicos. Empezando por los gráficos, siguiendo por su medida ‘jugabilidad’ típica de Nintendo donde cada elemento está pensado con un delirio perfeccionista glorioso (usaremos los giroscopios y acelerómetros, la pantalla táctil, etc.) y, más importante todavía, nunca reduce su increíble nivel de calidad.

kirby_triple_deluxe_analisis_gamerzona_05

Como adorno de la campaña principal, Nintendo ha metido dos modos más de juego llamados Combates Kirby y Redoble de Dedede. Ambos funcionan como si fueran otros dos títulos dentro de Kirby Triple Deluxe y son una bomba de diversión ya que, el primero, nos invita a combatir (solos o multijugador) contra hasta cuatro Kirby distintos, disfrazados con un poder diferente y que se muelen a palos (literalmente) en pantalla para ver quién es el último que sobrevive. El segundo es una especie de minijuego de saltos (¿musical?) donde seguir el ritmo mientras guiamos al rey Dedede al otro extremo de la fase recogiendo monedas y haciendo el menor tiempo posible.

Kirby Triple Deluxe es un juegazo, que se disfruta en dos y tres dimensiones pero que si escogéis estás últimas, os devolverá un gesto de sorpresa por tanto talento metido en tan poco espacio que tiene la pantallita. Sin duda, estamos ante un juego que recurre a lo de siempre, que innova lo justo pero cuando una fórmula es tan buena… ¿para qué cambiarla?

Eso sí, ¿un defecto? La escasa dificultad. Un jugador que haya disfrutado de otros Kirby (o Mario) desde hace décadas se acabará las fases de un tirón, casi sin inmutarse y sin perder vidas. Por lo demás, como siempre, Nintendo recurriendo a sus mitos pero es que cuando son tan buenos y divertidos, ¿cómo resistirse?

Vídeo del juego

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

3 comentarios
  1. Leon 20 May, 14 1:19

    Tengo que coseguir este :v

    0
  2. NAX 25 May, 14 9:16

    9.1… ¡¡¡¡¡¡KIRBY!!!!!!

    ¿me están jodiendo?
    P.D: Las imágenes que han posteado se ven pixeleadas… acaso eso es un juego con gráficos casi perfectos???????? ._.

    0
  3. Atho Akitipay 31 May, 14 1:05

    m no es mal juego pero la verdad es lo mismo de siempre… nintendo ya no sabe que sacar, yo soy multiconsolas y no se por que le dan tanta calificación solo por que es kirby?

    0