Mario Kart 7 aterriza en Nintendo 3DS con la difícil misión de liderar el catálogo de la portátil 3D. La fórmula no ha sido otra que apostar por el mismo estilo clásico de siempre y adaptarlo a las capacidades de la portátil 3D. En otras palabras: Experiencia e innovación. ¿Conseguirá Mario subirse al podio?

Que no os quepa la menor duda. El juego no sólo funciona sino que constituye una de las propuestas más entretenidas del catálogo. Y es que Nintendo ha conseguido, una vez más, adaptar su clásico a una nueva generación. Un juego que forma parte de nuestro imaginario y que, tras casi 20 años de historia, sigue estando en plena forma.

El secreto no ha sido otro que mantener su viejo esquema, inconfundible y conocido por todos, y, a su vez, incorporar interesantes variaciones. Esto contribuirá a que tanto el veterano como los nuevos gamers se sientan cómodos y a gusto al tener la consola entre sus manos.  Un ejemplo muy gráfico lo encontraremos en sus 32 circuitos, de los cuales 16 son totalmente nuevos, siendo el resto viejos conocidos por los seguidores de la serie.

Será en la conducción donde encontremos la principal novedad del título. Y es que Mario y compañía rodarán ahora por tierra, mar y aire, en una de las decisiones más inteligentes de la compañía. La sensación de frescura es total y la jugabilidad abre nuevas puertas a un estilo que parecía, para sorpresa de todos, agotado.

Así pues, los karts contarán con Ala-Delta con el que planear, y las zonas subacuáticas serán una auténtica delicia. Por otro lado, el estilo de conducción se mantiene tan loco como siempre, donde el último corredor puede pasar a liderar la carrera a golpe de ítems o gracias a fallos del rival. En Mario Kart 7, como siempre, todo puede suceder.

Y es que el título sigue gozando de una excelente jugabilidad, con los clásicos rebufos o los míticos turbos, y manteniendo una mecánica de juego accesible y cercana a los jugadores noveles. Por otro lado, no dudéis en probar el modo subjetivo y el control estereoscópico, el esfuerzo de Retro Studio es digno de mención y resulta, cuando menos, interesante.

Tras elegir uno de los 16 personajes disponibles, o seleccionar a tu Mii, podrás defenderte en la pista con ítems bien conocidos, como la cáscara de plátano, el blooper, los caparazones… y las nuevas incorporaciones. Disfrutaremos de la estrella de fuego, o de la cola de mapache, que también en Mario Kart 7 será protagonista. Por último, la ruleta del 7 nos permitirá gozar de un surtido de ítems que iremos activando uno tras otro en la pista.

Otro aspecto destacado es el de la personalización que ofrece el juego. Tendremos la oportunidad de ajustar el kart a nuestras preferencias de conducción, pudiendo variar el chasis, las ruedas o el Ala-Delta. Obviamente, dichos cambios repercutirán en diferentes aspectos resumidos en las siguientes variables: velocidad, aceleración, peso, manejo y todoterreno.

Como colofón, Mario Kart 7 goza de un buen número de modalidades. Como siempre, el Grand Prix, con 8 copas por delante y 4 pistas por trofeos. Sumadle a ello el modo Contrarreloj, las Batallas de Globos, donde tendremos que explotar los globos rivales; y la Batalla de Monedas, donde triunfará aquel jugador que más monedas conquiste. Pero si hay algo que merezca la pena es su Multijugador, la modalidad que más horas de juego nos brindará.

El título nos permitirá compartir nuestro juego con 7 consolas más, sin necesidad de que nuestros amigos cuenten con la tarjeta. Eso sí, los jugadores ‘invitados’ en esta modalidad local solo podrán competir con Shy Guy. Por otro lado, podrás disputar partidas con gente de todo el mundo y disfrutar de una de las experiencias online más trabajadas de Nintendo 3DS.  La posibilidad de crear comunidades online, compartir perfiles y competir en carreras de hasta 8 jugadores simultáneos multiplican la vida de un juego tremendamente adictivo.

A nivel visual el juego goza de un colorido y un diseño perfecto. Un estilo atractivo y efectivo que aprovecha con creces la profundidad de la consola. No obstante, el 3D no es el más espectacular, si bien no es el objetivo principal de este título. El juego luce muy bien y se ve acompañado por un apartado sonoro sobresaliente. Si a ello le añadimos una jugabilidad de hierro, adictiva y accesible a todo tipo de gamers, es fácil obtener como resultado uno de los títulos más destacados de la 3DS.

Mario Kart 7 vuelve a posicionarse en lo más alto de la tabla gracias a su capacidad de reinvención y saber, a su vez, beber de todos sus anteriores lanzamientos. Un título que tardó en llegar pero que, ya entre nosotros, no debes dejar escapar. Solo unos pocos lanzamientos son capaces de mantener durante horas la consola en nuestras manos y Mario Kart 7 es uno de ellos. No te decepcionará.

Imágenes del juego

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

3 comentarios
  1. manuel 11 Ene, 12 16:38

    chivo

    0
  2. resucitado 06 Abr, 12 17:55

    es chulisimo ya lo pondria en 3D

    0
  3. putia 04 Ago, 12 18:10

    que chido oygan fijense que ten toy shota y to dos que lean ento tanbien

    0