Seguro que conocéis de sobra a este franquicia que lleva ya con nosotros, a lo bestia, desde el pasado año 2011 cuando fue lanzado en Europa y EE.UU. para PC. Su auténtico lugar de nacimiento en el que ha vivido en exclusiva hasta la irrupción de este World of Tanks Xbox 360 Edition. De Wargaming.net.

El caso es que si sois aficionados al título de ordenadores más o menos ya sabéis de qué pie cojea esta franquicia que ofrece diversión rápida y sencilla pero con una complicación más que evidente: los tanques. Elegirlo bien y saberlo evolucionar después para ir derrotando a los millones de jugadores que hay repartidos por todo el planeta será todo un reto y la auténtica dificultad de su desarrollo.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_08

¿Pero podemos esperar pasárnoslo igual de bien que en ordenadores con este World of Tanks para Xbox 360? Básicamente sí, sobre todo cuando entramos en batalla aunque como podéis imaginar, la trastienda es donde se mueve mucha parte del encanto de este tipo de juegos, que son free2play y que desde Wargaming nos aseguran que este título de Xbox 360 lo seguirá siendo. Aunque que si no queremos gastar dinero, no tendremos que hacerlo pero, está claro, será a costa de echarle horas y horas a las batallas.

¿Gratis del todo?

En lo esencial sí. Tened en cuenta que estamos hablando que es un juego que simplemente entramos en la tienda de Xbox 360 y nos lo bajamos. Eso sí, hay que decir que para disfrutar de World of Tanks en Xbox 360 hay que tener la suscripción Gold de Xbox Live. Así que ese es el primer requisito, y el segundo tener tiempo para viciarnos por que este juego es de los que recurren a la ‘jugabilidad’ más clásica, yo diría que casi original, la de aquella recreativa llamada Tank!, de Atari que se programó allá por 1974 y que hacía lo mismo que este juego sólo que con pixels más grandes y con menos colores, polígonos y texturas. ¿Lo recordáis?

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_17

Así que recurriendo como recurre este juego a la diversión más clásica y esencial de los videojuegos, es lógico que tenga en PC a más de 60 millones de usuarios en todo el mundo disfrutando de sus apasionantes batallas.

Pero a lo que íbamos, a lo de pagar. Es cierto que como nos dijo uno de los miembros de Wargaming la semana pasada, “no será necesario gastar dinero porque World of Tanks Xbox 360 Edition no es un free2win” pero eso sí, habrá que dedicarle muchas horas para ir sacando todo lo que tiene. Que no es poco.

Coge un tanque y hazlo evolucionar

Arrancamos el juego con un primer tanque de cada una de las naciones que forman parte del juego: EE.UU. con su T1, Inglaterra con el Medium I y Alemania con el L Traktor. Se trata de modelos con nivel I, muy básicos, pero perfectos para ir haciéndonos con las bases del juego.

Lo primero que hay que decir es que existen tras materias primas, por decirlo de alguna manera, que son el oro, la plata y las estrellas que en el juego son consideradas como experiencia. Con ellas hay que ir investigando nuevas tecnologías que son las que permiten ir abriendo cada nueva era tecnológica de nuestro ejército.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_23

Así por ejemplo, el tanque Medium I de los ingleses cuenta con una serie de packs de actualización que debemos comprar a base de investigaciones con la experiencia que vamos acumulando. Una vez investigado, ya podremos comprarlos con plata que vamos ganando y equiparlas en nuestro tanque. ¿Y qué tienen esos packs? Pues básicamente mejoras en la torreta, en las armas que podemos montar (ametralladoras, etc.), motores más potentes o el grupo completo de la oruga, que da mayor agarre y resistencia a los impactos.

Aquí es donde está una de los principales diferencias respecto de la versión PC, ya que allí sí podíamos cambiar cada elemento por separado y no había paquetes ni nada parecido, lo que hace mucho más compleja la tarea de ir mejorando nuestro vehículo. Pero bueno, aunque sean menos opciones, os aseguro que no las vais a echar de menos por que al final lo divertido es pegar cañonazos. Y de eso esta Xbox 360 Edition va sobrada.

El árbol de investigación tiene esa estructura de paquetes de mejoras que podemos ir comprando para cada tanque y al final de esa línea de actualizaciones aparecen nuevos modelos de blindados que podremos comprar y añadir a nuestro garaje. Así, tener completamente actualizado el Medium I nos lleva a poder hacernos con un Medium II o un UC 2-pdr de nivel II que, a su vez, cuentan con paquetes de mejoras que, tras investigar, nos llevan hasta nuevos tanques.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_15

El final de toda esta cadena la forman los carros de combate de nivel X que son los más poderosos mientras que, a su vez, cada uno de los modelos disponibles se dividen en varias categorías: artillería, que sirve para bombardear a distancia, antitanque (¿hace falta explicarlo?), tanque ligero que es perfecto para evadirse de los ataques pero resiste muy poquito el cara a cara, tanque medio, que está muy equilibrado en todos sus aspecto y, por último, las fortalezas rodantes, los tanques pesados que son muy torpes pero aguantan golpes y golpes sin cesar.

Tengo un tanque preferido, ¿y ahora qué hago?

World of Tanks Xbox 360 Edition nos permite poner cada detalle del tanque a nuestro gusto aunque, eso sí, todo tiene su coste en experiencia, oro o plata. Antes de nada, decir que el oro es preciadísimo y que es conveniente mirar mucho cómo lo gastamos. Con él, por ejemplo, podremos comprar ‘slots’ para ir guardando cada nuevo modelo que adquirimos aunque si queréis mi consejo, lo mejor es ir quedándonos con el que más nos gusten de cada clase y nivel e ir vendiendo los que vayan cayendo en desuso.

Aún así, si os emperráis con un modelo concreto, el juego nos permite cambiarle la pintura para los distintos escenarios/estaciones del año, con el fin de camuflarse mucho mejor. Así por ejemplo, tendremos ‘skins’ para el invierno, el verano y el desierto, inscripciones y emblemas que podemos pintar temporalmente o para siempre. Por ejemplo, no cuesta lo mismo imprimir una bandera en un tanque durante 7 días, que hacerlo para 30 o indefinidamente. Esa diferencia de precio dependerá de lo mucho que nos guste ‘vacilar’ a los compañeros pero al principio, lo mejor es sobrevivir en las batallas y amasar una pequeña fortuna para luego ya sí, gastarlo en personalizar.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_09

Al mismo tiempo, hay paquetes de mejora que son distintos a los puramente mecánicos. Por ejemplo, mayor capacidad del depósito de gasolina, un sistema antiincendios más efectivo, mayor distancia de disparo, mayor rango de visión, un pack de arreglo rápido de las piezas que se rompen en combate e incluso una lona de camuflaje para que al enemigo le cuesta más encontrarnos.

Todo eso tiene su coste en monedas del juego que, lógicamente, podemos acabar comprando con euros reales si decidimos que merece la pena tenerlo instalado en nuestro tanque.

Llega la hora de la verdad

Ya hemos mejorado nuestro tanque con paquetes técnicos (torreta, armas, motores y origas), mejoras de equipamiento y le hemos procurado colores nuevos, emblemas y mensajes del tipo “Hunter” o “Assassin” amén de una bandera de nuestro país, y queremos meternos en harina. Pues nada, simplemente hay que elegir el tanque y nos metemos en el escenario.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_06

Una vez dentro del ‘battlefield’ veremos dos cosas. Que somos 15 tanques por cada equipo, un número más que divertido y que pocos juegos de la generación de Xbox 360 han visto nunca, y que tenemos 15 minutos para derrotar al enemigo. Ya está. Esas son las únicas normas que hay por que todo lo demás tiene que ver con apuntar y disparar. Y eso ya es cosa de nuestra habilidad. Eso sí, debéis tener muy presentes las caracterísitcas que nuestro carro de combate lleva incorporadas por que, como seguramente ya sabéis, no es lo mismo llevar un tanque pesado que otro ligero.

Con los pesados hay que buscar buenas zonas de disparo, alejadas de los escarceos cuerpo a cuerpo y con buenas zonas de escapatoria mientras que si optamos por el ligero, la estrategia será la contraria, buscar zonas abiertas, con presas fáciles de rodear para golpear y que no consigan darnos a bocajarro.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_19

Es importante decir que en World of Tanks Xbox 360 Edition no hay respawn que valga. Una vez muertos se acaba la partida y lo más que podremos hacer es mirar a los demás cómo siguen pasándoselo bomba. Pero no os asustéis, si os matan a los 30 segundos de empezar no hay que estar otros 14:30 mirando, podéis salir y entrar en otra batalla pero, ojo, el tanque estará prisionero de la anterior escaramuza hasta que acabe. Entonces ya podremos volverlo a tener en nuestro garaje y, también, cobrar las recompensas de las que seamos acreedores.

¿Como en PC o mejor?

World of Tanks Xbox 360 Edition puede jactarse de coger lo mejor de la versión de ordenadores y trasladarla a consolas de una manera muy particular. Sobre todo porque sin quitar nada de lo esencialmente importante, facilita la rapidez de acceso a las partidas, mantiene su endiablado y adictivo árbol de evoluciones y nos somete a mucha tensión en las batallas que, a pesar del gamepad, se controlan bastante bien. Es cierto que a la hora de apuntar hay que entrenarse un poquito, sobre todo si venimos del PC y su ‘happy-combo’ de teclado/ratón pero con el entrenamiento y las horas acabaremos acertándole a los enemigos incluso a la carrera.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_22

Gráficamente está muy cuidado, con unos escenarios repletos de detalles y una recreación de los tanques de admirar, sobre todo si sois apasionados de esa época y sabéis más o menos qué es cada modelo de carro de combate. En eso, Wargaming ha puesto el máximo esmero y esperemos que pronto lleguen modelos de otras naciones que sí están presentes en el juego de PC, como la URSS o Francia aunque hay que decir que esta Xbox 360 Edition viene con Reino Unido, que no está en la versión de ordenador. Lo uno por lo otro, ¿no?

Estamos ante un juego que es de obligatoria visita a los que tengan la suscripción Gold de Xbox Live para echarse unas partidas y disfrutar de un desarrollo que es historia misma de los videojuegos casi desde el principio de los tiempos, cuando reinaban los Pong clónicos. Así que aunque sólo por eso, estamos ante un título de una sencllez apabullante pero con una diversión casi enfermiza que roza en lo genial.

World_of_Tanks_Xbox_360_Edition_05

Eso sí, mucho cuidado con la afición que le tomamos no sea que acabéis sucumbiendo a su encanto de querer tomar el atajo de, para ahorrar horas, comprar experiencia extra o cosas parecidas con dinero real.

Lo dicho, un juego que hay que probar para volver a sentir las viejas sensaciones de los clásicos más grandes de la historia. Aunque Wargaming lo haya vestido de polígonos, texturas y ‘shaders’ de esos que están tan de moda.

Imágenes del juego

Vídeo del juego

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios