Curioso juego en el que tienes un rayo mágico que despelota a las tías. Solo tienes cuatro fallos y, si eso ocurre, vuelves a empezar otra vez; si aciertas, es todo tuya. Ya verás: no podrás parar hasta desnudarla.




Compártelo. ¡Gracias!