Tu nave tiene problemas y debes aterrizar cuanto antes. Destruye la ciudad con tu potente láser antes de estrellarte contra los edificios. De lo buena que sea tu puntería depende tu vida. Cada disparo vale su peso en oro. Aprovéchalos.




Compártelo. ¡Gracias!